Condenada una aseguradora a pagar a la familia de un anciano que murió tras caer por escaleras en una residencia en Aravaca

Juzgados Plaza Castilla

Juzgados de Plaza de Castilla.


ARAVACA. El juzgado número 1 de Madrid ha condenado a la aseguradora FIATC Mutua de Seguros y Reaseguros a pagar 124.620 euros a la familia de un anciano que murió tras caerse por las escaleras de una residencia en Aravaca.

Según la sentencia, tramitada por los servicios jurídicos de la Asociación del Defensor del Paciente, el juzgado obliga a pagar a la familia del fallecido 124.620 euros más los intereses desde la imposición de la demanda, así como las costas y da veinte días para interponer un recurso de apelación.

Según la familia, el 8 de febrero de 2014, el fallecido ingresó en la residencia El Pardo de Aravaca “con fuerte deterioro cognitivo secundario a enfermedad de Alzheimer de dos años de evolución además de parkinson iatrogénico y degenerativo”.

Ocho días más tarde estaba sentado en una de las estancias de la residencia con más personas y dos auxiliares de enfermería, pero cuando estos se fueron se levantó, salió de la habitación y se cayó por las escaleras lo que le produjo la muerte.

La parte demandada alegó que el fallecido era “dependiente para numerosas tareas”, pero “no era previsible que el fallecido se incorporase solo y mucho menos caminar solo”. Aseguró que el fallecimiento se produjo “de manera accidental por una caída casual” y que el suceso fue “totalmente fortuito y desgraciado”.

Sin embargo, el juzgado considera que “la muerte del residente se produjo no por un suceso fortuito e imprevisible, sino por la omisión de las más elementales normas de cuidado asumidas por la residencia”. PL/EP

loading...