La Policía desmantela en Parla un bar y un local clandestino donde se vendía hachís

Parla

PARLA. Agentes de la Policía Local de Parla han detenido a tres personas acusadas de traficar con hachís en un local clandestino y un bar ubicados en el centro del municipio, donde habían establecido una red para preparar la droga destinada al menudeo y donde han sido intervenidos 600 gramos de hachís.

Los agentes localizaron este punto de venta de droga después de seguir a un ciudadano que portaba un paquete sospechoso tras salir de un bar de la calle Río Guadalquivir, 9, y que ante la presencia policial entró en un local de la calle Río Duero para intentar deshacerse de la droga arrojándola por el inodoro, si bien los policías finalmente recuperaron en torno a 300 gramos y hallaron otros 250 gramos repartidos en paquetes para ser distribuidos.

El sospechoso, junto a otro individuo que se encontraba junto a él, involucró al camarero del bar en la trama, por lo que los agentes procedieron también a su detención en el establecimiento, donde encontraron otros 50 gramos de droga.

Los arrestados, de nacionalidad marroquí, contaban con dos básculas de precisión, coches con compartimentos ocultos para la droga, ocho teléfonos móviles y un arma blanca para preparar el hachís, elementos de los que se han incautado los agentes tras poner a disposición judicial a los acusados.

Sobre la operación ha hablado el concejal de Seguridad Ciudadana de Parla, Javier Molina, que ha explicado que la actuación responde a un dispositivo de control de tráfico contra el consumo de drogas y alcohol puesto en marcha por la Policía Local, donde los propios conductores alertaron de la “afluencia inusitada” a uno de los bares del centro.

Tras desarticular la red de tráfico de estupefacientes, los tres arrestados han sido puestos a disposición judicial y el local ha sido clausurado y precintado, al tiempo que la Policía Local ha intervenido las llaves de acceso.