Una nueva pasarela sobre M-513 en Boadilla mejora la seguridad vial de cerca de 13.000 vecinos

Boadilla

Vista de la nueva pasarela en Boadilla que ha quedado inaugurada desde hoy


BOADILLA DEL MONTE. La carretera M-513 de Boadilla del Monte ha incorporado este lunes una nueva pasarela que mejorará notablemente la seguridad vial de los cerca de 13.000 vecinos que residen en las zonas colindantes a la carretera a su paso por el municipio.

Así lo ha declarado este lunes el consejero de Transportes, Vivienda e Infraestructuras de la Comunidad, Pedro Rollán, durante la puesta en servicio de la nueva pasarela que conectará en altura las avenidas de Monte Romanillos y Víctimas del Terrorismo, sin necesidad de cruzar peligrosamente la calzada.

Los principales beneficiados son los vecinos de la urbanización El Olivar de Mirabal, así como los de los nuevos desarrollos de El Pastel y Valenoso.

El nuevo paso elevado tiene una longitud aproximada de 190 metros, incluidas rampas y descansillos, y tiene una anchura de 2 metros. Además, ee encuentra iluminada por la noche y es totalmente accesible, ya que dispone de rampas en lugar de escaleras.

El presupuesto para la construcción ha sido de 513.145 euros, cofinanciados al 50 por ciento entre la Comunidad de Madrid y el Ayuntamiento de Boadilla del Monte.

Con este nueva pasarela, las carreteras de la Comunidad de Madrid suman ya un total de 72 pasarelas peatonales con el fin de mejorar las ratios de seguridad vial en la red regional de carreteras.

Por otra parte, próximamente se autorizarán las obras de mejora del firme de la carretera M-513 a su paso por los municipios de Pozuelo de Alarcón, Boadilla del Monte y Brunete. Las obras están dotadas con 3,3 millones de euros de presupuesto y tendrán un plazo de ejecución de ocho meses.

loading...