Francisco Granados es llamado a declarar por las presuntas irregularidades de Arpegio

Share:

COMUNIDAD DE MADRID. La comisión de investigación de la Asamblea sobre corrupción política en la Comunidad de Madrid  ha llamado por segunda vez a declarar a Francisco Granados. En esta ocasión para que el el ex consejero de Presidencia del PP declare el próximo 20 de mayo sobre presuntas irregulares en la Fundación Arpegio, de la que fue presidente de su patronato.

La Junta y Mesa de portavoces de la comisión, reunida esta tarde, ha citado también para el ese día a la exconsejera de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio y actual concejal del Ayuntamiento de Madrid Beatriz Elorriaga y a la exconsejera de Ordenación del Territorio y actual diputada autonómica Ana Isabel Mariño, sucesivas expresidentas del patronato de la fundación. Y también a la exgerente de la Fundación Arpegio, Carmen Plata.

Granados ya compareció en marzo en la última sesión sobre el caso del espionaje. Como está en la cárcel de forma preventiva por el caso de corrupción Púnica, declaró por videoconferencia, tras ser aprobada esta posibilidad por el juez, procedimiento por el que también tendrán que volver a pasar en esta ocasión. Entre una gran expectación mediática, el ‘exnúmero dos’ del PP de Madrid utilizó su declaración para intentar defender su inocencia, entre otros apuntes.

«Desde el PP consideramos que es un tema complejo que nos va a llevar al siguiente periodo de sesiones», ha afirmado el portavoz popular en la comisión, Alfonso Serrano.

«El parón del verano no supone un inconveniente pero si los grupos de la oposición no hubiesen insistido en dedicar tres meses al tema de los espías que ocurrió hace ocho años y que tuvo su propia comisión en esta Asamblea hace siete, podríamos haber avanzado más en el tema de Arpegio», ha señalado en un comunicado.

Tras la Mesa de hoy, el portavoz de Ciudadanos, César Zafra, ha señalado que los grupos han decidido mayoritariamente llamar a los tres expresidente del patronato de la fundación «que más dinero gastaron».

«Es de especial importancia el caso tanto de Carmen Plata como de Francisco Granados, siendo las dos personas que más dinero dilapidaron de la Fundación Arpegio en contratos como los de Waiter Music o exposiciones como la de la Ciudad de la Justicia, otro de los proyectos que más dinero ha perdido la Comunidad de Madrid. Esperamos que ellos, como señalaron los anteriores comparecientes, nos digan cómo se gastaba el dinero y cuáles eran las razones por las que se invertía en proyectos que no vigilaba nadie», ha señalado.

En la anterior sesión de la comisión de investigación, celebrada el viernes, la abogada Elisa de la Nuez, que trabajó en la fundación ocho meses contratada por Elorriaga para intentar profesionalizarla, señaló que la institución se convirtió «en un sitio para hacer favores», ideado para «atender determinadas solicitudes de gente para hacer proyectos que difícilmente se podría hacer de otra manera».

La impresión de la abogada es que allí no decidía Carmen Plata, sino Granados y su entorno. Cuando Elorriaga dejó la Consejería, le dieron largas. «Me llamó la atención que la nueva consejera (Ana Isabel Mariño) no estaba interesada en que siguiera prestando mis servicios. Pienso que no interesaba ni el control ni saber lo que se hacía en la fundación», aseguró.

También compareció el viernes el exdiputado nacional del PP Pedro Gómez de la Serna, quién admitió que cobró 3.000 euros al mes de la Fundación Arpegio durante cuatro años y otros 12.000 por un informe de 30 páginas. Al igual que De la Nuez, negó conocer a Granados. Y de Carmen Plata señaló que fue la persona que le contrató para la asesoría jurídica. EP/PL.