CCOO: «Las políticas del Gobierno regional llevan a Madrid a los perores resultados del Estado»

Share:

COMUNIDAD DE MADRIDCCOO Madrid ha denunciado este jueves que las políticas del Gobierno regional del PP han llevado a Madrid a las peores cifras del paro registrado en el Estado.

Un dato: en la región hay 25.600 personas paradas más y 87.600 personas ocupadas menos que hace un año, lo que supone el 44% del empleo perdido en España, según destaca esta fuerza sindical en un comunicado tras la publicación oficial de los datos de la última Encuesta de Poblacion Activa (EPA)

Así, el año ha terminado con 690.900 personas desempleadas. Por lo que se refiere al trimestre, el paro ha crecido en 37.400 personas (5,72%) y 25.600 más que hace un año (3,85%), los mayores aumentos entre comunidades, mientras que en el conjunto del Estado ha descendido en 8.400 (-0,14%) en el trimestre y 69.000 (-1,16%) en el año. Con estos datos, la tasa general del paro ha crecido en un punto situándose en el 21,03%, en las mujeres llega al 22,05%; 20,08 en los hombres y en los jóvenes menores de 25 año en el 51,1%.

CCOO Madrid destaca que las peores consecuencias una vez más han sido para las mujeres, entre las que el paro ha aumentado en 28.200 personas este trimestre y 39.200 en el año, mientras que en los hombres el desempleo trimestral aumenta en 9.200 y disminuye en 13.600 en el año. El año termina con 349.600 mujeres y 341.300 hombres.

En cuanto a la ocupación, el año termina con 2.594.400, con una perdida neta en el trimestre de 11.600 empleos (-0,45%) y 87.600 en el año (-3,27), destrucción de empleo que representa el 40% de los empleos perdidos en España. El empleo neto perdido en el año ha sido mayoritariamente en las mujeres, 52.800 ocupadas menos mientras que en los hombres desciende en 34.400.

Sector servicio, el más castigado

En cuanto a los sectores la mayor pérdida de empleo vuelve a ser en los servicios, se han destruido 20.300 puestos de trabajo en el trimestre y 68.400 en el año, debido especialmente al sector público, donde han desaparecido 8.300 empleos este trimestre y 39.600 en el año (el empleo público destruido representan el 71.5% del total del trimestre y el 45,7% del año.

Para la secretaria de Política de Empleo CCOO Madrid, Mari Cruz Elvira, “estos datos negativos de la EPA en la Comunidad de Madrid son más graves si cabe, ya que la subida del paro ha ido acompañada de mayor precariedad”.

“Así –continúa Elvira- sigue incrementándose el paro de larga duración (ha crecido en 75.200 personas en el año), con especial incidencia en las personas que llevan más de dos años en paro, entre las que ha aumentado en 76.000. Los parados y paradas de larga duración son ya 433.000, el 63% del total”.

El trimestre dejan otros datos negativos que muestra el fracaso de las políticas de económicas y de empleo en la comunidad de Madrid: sigue aumentando el número de familias madrileñas que tienen a todos o la mitad de sus miembros en paro (35,8% del total), las personas desempleadas que no tiene prestaciones son el 56%, mientras que aumentan los beneficios de la banca y los millonarios en España.

Para CCOO de Madrid los últimos datos de la EPA ratifican los informes publicados por el sindicato recientemente y cuestionados por el viceconsejero de Empleo, que acusaba al sindicato de usar datos antiguos y negaba la subida del paro en Madrid en el último año.

«Pues bien, ahora los últimos datos, demuestran que la economía madrileña no está mostrando signos de reactivación y que las políticas aplicadas por el Gobierno regional tiene aun peores resultados que en el resto del Estado tanto en términos trimestrales como anuales: hay menos empleo, menos protección social y mayor precariedad laboral (empleo de bajos salarios, corta duración, tiempo parcial) y mayores desigualdades».

Ante esta realidad el Gobierno de la Comunidad mantiene los recortes y políticas de austeridad, desmantelando los servicios públicos por lo que la economía madrileña seguirá contrayéndose, se perderá más empleo, destruyendo el tejido productivo de la región y la crisis seguirá teniendo los peores efectos sobre los más débiles.