Díaz Ayuso anuncia dos nuevos centros de Canal pioneros en Europa

Díaz Ayuso

MADRID. La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha anunciado hoy que Canal de Isabel II va a disponer próximamente de dos nuevos centros de excelencia e investigación, que serán punteros a nivel europeo: el Centro de Excelencia para la innovación sobre el Drenaje del Agua, en Meco, y el Centro de Excelencia para la innovación sobre la Depuración de Aguas, en Torrejón de Ardoz.

Díaz Ayuso ha adelantado la puesta en marcha de estos nuevos espacios de gestión de aguas tras recoger en la COP25 el II Premio Madrid Subterra, concedido a Canal de Isabel II por su acción innovadora en la apuesta por la economía circular y el aprovechamiento energético. La empresa pública, encargada de la gestión del ciclo integral del agua en la región, incluye en su Plan Estratégico actuaciones y planes concretos tanto de aprovechamiento de energías limpias alternativas como de reducción de su consumo energético.

Los dos nuevos centros, como ha explicado Díaz Ayuso, estarán “abiertos a universidades, empresas y centros tecnológicos para desarrollar nuevas tecnologías de agua”. “Contar con jóvenes talentos es fundamental para la innovación, el desarrollo tecnológico y los proyectos pioneros”, ha afirmado la presidenta. Por eso, ha reconocido el trabajo de Madrid Subterra, que canaliza el talento universitario con el fin de explotar el talento energético de nuestro subsuelo, y ha anunciado que quiere que Canal siga los pasos de Metro de Madrid y se incorpore pronto a su proyecto.

Por otro lado, la presidenta del Ejecutivo regional también ha explicado que el objetivo de Canal de Isabel II es lograr en el año 2030 el 100% de autoconsumo, a partir de fuentes renovables o de alta eficiencia, convirtiéndose en la primera empresa europea de su sector en producir una cantidad de energía igual o superior a la que consume. Actualmente, Canal es ya la empresa de la Comunidad de Madrid con mayor capacidad instalada para la producción de energía eléctrica, con un total de 107,1 megavatios de potencia.

Canal de Isabel II consumió durante 2018 cerca de 460.000 megavatios hora de energía eléctrica en la captación, tratamiento, distribución, saneamiento, depuración y reutilización del agua en la Comunidad de Madrid. Conscientes de la importancia que dicho consumo tiene, Canal desarrolla iniciativas para la generación de energía eléctrica a través de procesos sinérgicos con la gestión del agua.

Destacan entre esos proyectos las microturbinas en redes de abastecimiento y en las Estaciones Depuradoras de Aguas Residuales (EDAR), la cogeneración mediante el tratamiento de lodos, centrales hidroeléctricas o plantas de generación eléctrica a partir de biogás.

Gracias a estas acciones, Canal produjo en 2018 en sus instalaciones el 68% de la energía eléctrica que consumió, lo que supone el equivalente al consumo anual de una población como Móstoles. Esta generación eléctrica ha permitido evitar la emisión de 77.100 toneladas de CO2 a la atmósfera.

El galardón recibido hoy también reconoce el papel de Canal como garante del suministro de agua a la mayoría de los municipios de la Comunidad de Madrid, a través de un modelo supramunicipal reconocido a nivel nacional e internacional.

Participación en la COP25

La empresa pública Canal de Isabel II ha recibido el premio en el marco de la celebración de la COP25, cumbre que ha contado con la participación de la Comunidad de Madrid en más de 30 actividades, con charlas, conferencias y jornadas centradas en la gestión del agua y la mitigación del cambio climático.

Una de las acciones más visibles ha sido la distribución entre todos los asistentes de más de 20.000 botellas de vidrio, reciclables y reutilizables, con el lema impreso #deMadridydelGrifo. Además de promover el consumo de agua del grifo, suministrada precisamente por Canal de Isabel II mediante fuentes instaladas en el recinto de la Cumbre del Clima, con estas botellas se ha contribuido a reducir la utilización de plásticos de un solo uso.

También se han organizado visitas para los delegados de la Cumbre y para el público en general a instalaciones punteras como la Presa de El Atazar, el Centro de Control donde se comprueba el ciclo del agua (situado en Majadahonda) y a la EDAR Arroyo Culebro Cuenta Media-Alta, ejemplo de eficiencia energética y economía circular.

Otra de las iniciativas de la Comunidad de Madrid consiste en la plantación de un árbol por cada asistente a la COP25. Los participantes reciben una tarjeta eco con el lema ‘Proyecto Arco Verde. Echa raíces en Madrid’, ya que los árboles se plantarán en ese Arco Verde, concebido como un corredor ecológico que unirá los tres Parques Regionales de la Comunidad: Parque Regional del Sureste, el Parque Regional del Curso Medio del Río Guadarrama y el Parque Regional de la Cuenca Alta del Manzanares.