El Hospital 12 de Octubre proporcionará tratamiento con terapias avanzadas CAR-T

Share:

MADRID. El Hospital 12 de Octubre va a comenzar a administrar terapias avanzadas CAR-T en pacientes con cáncer hematológico que no responden a quimioterapia u otros tratamientos, tras haber recibido autorización del Ministerio de Sanidad. Este hospital público fue pionero en la región en la realización de un ensayo clínico con este tipo de tratamiento para un tipo de leucemia en pacientes jóvenes menores de 25 años y para una variedad de linfoma en pacientes adultos, dos tipos de cánceres muy graves con escasas oportunidades terapéuticas.

Con la autorización ahora conseguida, el Hospital 12 de Octubre podrá utilizar las CAR-T para uso asistencial, añadiéndolo al uso experimental y de investigación desarrollado desde hace tres años. Esta última es una línea de trabajo sobre la que el 12 de Octubre acumula gran experiencia. Así, a principios de este año presentó los resultados de dos ensayos clínicos iniciados en 2019 para el tratamiento del linfoma recurrente con terapias avanzadas mediante el uso de CAR-T. En el momento de la evaluación, la mayoría de los pacientes habían respondido a esta nueva técnica y estaban libres de enfermedad, sin reacciones adversas.

Destaca también la administración experimental de estas terapias avanzadas en mieloma múltiple en varios pacientes del 12 de Octubre que han conseguido respuesta positiva completa y han negativizado la enfermedad. En este caso, el tratamiento está aprobado ya por la Agencia Europa del Medicamento -EMA- y pendiente de acuerdo sobre el precio con la Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios.

El Hospital 12 de Octubre se une a partir de este momento a la Red Nacional de Terapias Avanzadas en Hematología para cánceres de sangre en los que se produce una recaída de la enfermedad o no responden a tratamiento. Ambas líneas de trabajo, la asistencial y experimental, confluyen ahora para mejorar la perspectiva y calidad de vida de los pacientes.

Los medicamentos de terapias avanzadas, entre los que se incluyen los denominados CAR-T, se fabrican con genes, células o tejidos. Los CAR-T se desarrollan a partir de células del propio paciente, o de un donante compatible, modificadas genéticamente en un laboratorio y que, una vez conseguidas, se infunden en el paciente para que sean capaces de actuar contra la enfermedad. Se trata de una terapia de administración única que implica un proceso de gran innovación y que supone una oportunidad para pacientes que no tienen otras opciones terapéuticas y que, de no ser tratados, presentan una corta esperanza de vida.