El Hospital de Getafe estrena un programa de atención psiquiátrica a domicilio

Share:
SALUD MENTAL

GETAFE. La Comunidad de Madrid ha estrenado en el Hospital público Universitario de Getafe un programa de atención psiquiátrica a domicilio, como alternativa a la convencional, y, en principio, con una duración similar de ingreso. Está dirigido a pacientes que presenten una descompensación aguda, con la excepción de aquellos con elevado riesgo de suicidio, alteraciones graves de la conducta o consumo activo de sustancias.

Para aquellas personas que se ajusten al perfil idóneo, el centro sanitario se adapta a sus necesidades y a las de sus familiares y cuidadores, a los que se implica de forma más activa en la terapia y el acompañamiento. El ingreso en este recurso puede producirse a través de las Urgencias del hospital, la Unidad de Hospitalización Breve de Psiquiatría o bien desde el centro de Salud Mental. Previamente al enfermo se le realiza una evaluación por parte del equipo de Psiquiatría y Enfermería de Salud Mental de la citada Unidad.

Durante el proceso se combina la asistencia presencial en el propio hogar del beneficiario y la telemática. Además, se pone a su disposición el número de teléfono móvil de los profesionales responsables del tratamiento para solventar, en cualquier momento del día, las incidencias que le puedan surgir. En horario de tarde y noche, este servicio público se deriva al equipo de Psiquiatría de guardia.

Las principales ventajas de este sistema es que las personas que lo reciben se mantienen vinculados a su entorno familiar y social habitual, en un momento en el que necesitan ayuda, teniendo a su disposición todos los elementos necesarios de su vida cotidiana. Además, se evitan los temores derivados de una hospitalización, que a veces suele generar rechazo, sobre todo cuando ocurre por primera vez, mientras que este malestar no se produce cuando se opta por este modelo domiciliario. Asimismo, los pacientes perciben mayor cercanía en su tratamiento, vinculándose mejor con el resto de dispositivos de Salud Mental.

Desde la perspectiva del profesional, esta iniciativa posibilita una mejor aproximación al entorno del enfermo, lo que facilita conocer aspectos de su vida diaria que pueden tener influencia en su evolución.